incio / contenidos

Biocombustibles Hoy No. 167

Boletín informativo No. 167 Miércoles 19 de Julio de 2017

How to read this newsletter in your language? Please click here  ||  Descargue aquí el Boletín en PDF


Boletín N° 167 - Julio 19 de 2017

¿Pagar por contaminar? o por descontaminar…?

Imagen: http://www.elespectador.com

Recientemente el sector de los biocombustibles, que tiene una regulación muy exigente, fue protagonista de muchos titulares de prensa que por su enfoque, dejaron al descubierto un debate que vale la pena retomar.

Se trata del precio de la gasolina corriente en Bogotá y su zona de influencia: a causa de factores climáticos, la producción de alcohol carburante o bioetanol en el país se redujo drásticamente y fue necesario recortar las mezclas en detrimento de la calidad del aire en las ciudades por el incremento en las emisiones de gases de efecto invernadero y de material particulado. Finalmente, gracias a la recuperación de las cosechas pudo volverse a la producción normal y, se pudo volver a los niveles de mezcla previos a la coyuntura.

Esto, a todas luces, fue una buena noticia sobre todo para los niños, los adultos mayores y las mascotas que son el segmento de población más sensible a los efectos del material particulado que emiten las fuentes móviles (enfermedades cardio-respiratorias y cáncer como lo evidencian todas las investigaciones recientes). Sin embargo, el enfoque periodístico estuvo centrado en que el precio de la gasolina había subido 41 pesos colombianos, algo como un centavo de dólar por galón.

Una excelente noticia ambiental se convirtió en tres días de ataques en titulares por el alza en los combustibles… es decir, fue convertida en una “pésima” noticia por el enfoque que se dio con un peor resultado en la conciencia colectiva; el mensaje fue: no debemos hacer ningún esfuerzo, por mínimo que sea para contribuir a la descontaminación de nuestro planeta.

La historia reciente de los modelos de políticas públicas en todas las latitudes ha mostrado su incapacidad para evitar o reducir la contaminación por vías fiscales; ha fracasado porque, cuando en los años 70 por criterios monetarios se introdujo el modelo basado en la premisa de que “el que contamina paga”, buscaba identificar mecanismos fiscales para incluir en la ecuación las externalidades negativas de la producción, la generación de energía y el transporte, incluyéndolos en el modelo de costos; adicionalmente, en muchísimos casos se validaron actividades destructivas para el ambiente al trocar el concepto de multa por el de impuesto. El primero se aplica a una actividad que la sociedad rechaza y el segundo a una que la sociedad permite y se dio paso al modelo fallido de los bonos de carbono, hoy reevaluado.

Según estudios de Banco Mundial los únicos efectos positivos se han visto cuando se grava el consumo de combustibles fósiles y energía para desestimularlo; para el resto, se hace necesario un esfuerzo colectivo y, si bien no todas las acciones implican un desembolso monetario, sí es necesario hacer renuncias en términos de tiempo, confort o comodidad. Siempre será necesario que hagamos algo en el día a día y que nuestra decisión sea invertir por el bien del planeta.

 Fuente: Fedebiocombustibles.


  

Balance actual de Sostenibilidad Ambiental del sector Palmero - Fedepalma

Imagen: http://web.fedepalma.org

RSPO: Nueva Interpretación Nacional del Estándar de Principios & Criterios

Al cierre de 2016, se certificaron como sostenibles 143 mil toneladas de aceite de palma en Colombia, lo que significa que el 12,5% de la producción nacional cumple con los estándares productivos, sociales y ambientales de la RSPO. Al mismo tiempo, cerca de 24 Núcleos Palmeros avanzan en procesos de implementación de esas buenas prácticas. Alcanzar ese nivel supone, no solo una acción de las empresas, sino el apoyo y acompañamiento de la Federación.

Es por esto que es importante destacar que, en agosto de 2016, fue aprobada la nueva Interpretación Nacional (IN) para Colombia del estándar de Principios y Criterios (P&C) de la RSPO, que finalmente avaló su Junta de Gobernadores en septiembre de 2016. Cabe recordar que en abril de 2013 la RSPO actualizó su estándar de P&C, luego de más de 5 años de implementación del original lanzado en 2007, razón por la cual, en septiembre de 2013, Colombia inició la actualización de su IN. Para ello, se conformó un Grupo Técnico de Trabajo (GTT), integrado por empresas palmeras y entidades de diversos grupos de interés de la RSPO (productores, industriales, ONG ambientales y sociales). En diciembre de 2014, este GTT envió a la RSPO el documento consensuado de IN colombiana para su revisión y aprobación.

Entre enero de 2015 y agosto de 2016, la RSPO envió cinco rondas de comentarios al documento de IN colombiana, antes de su aprobación final. En cada caso, las respuestas fueron elaboradas por Fedepalma como encargado de la secretaría técnica del grupo y aprobadas por el GTT antes de su envío a la RSPO.

Biodiversidad y Paisaje

Cuarto año de implementación del proyecto GEF “Paisaje Palmero Biodiverso – PBB”, operado por Fedepalma

Debe señalarse en primera instancia que si bien este proyecto tiene por objetivo la conservación de la biodiversidad en los cultivos de palma de aceite, este no es el único componente sobre el que aporta instrumentos para una palmicultura ambientalmente sostenible, pues desarrolla instrumentos de planificación y promueve buenas practicas, entre otros.

Imagen: http://web.fedepalma.org

En agosto de 2011, Fedepalma, Cenipalma, el Instituto Alexander von Humboldt y WWF presentaron al Fondo para el Medio Ambiente Mundial de Naciones Unidas (GEF por su sigla en inglés) y al Banco Interamericano de Desarrollo (BID), la propuesta de implementación del proyecto “Paisaje Palmero Biodiverso”, la cual fue aprobada en abril de 2012. Este proyecto, cuyo organismo ejecutor es Fedepalma, se desarrollará hasta julio de 2018 en seis Núcleos Palmeros de las zonas Norte y Oriental, y cuenta con recursos de cooperación USD 4,25 millones y USD 14,3 millones de contrapartida.

Esta es una de las principales iniciativas ambientales de la Federación y busca desarrollar herramientas y experiencias prácticas para un mejor manejo ambiental de los cultivos de palma de aceite, con efectos positivos sobre la biodiversidad, la productividad y el cierre de brechas frente al estándar de sostenibilidad de la Mesa Redonda de Aceite de Palma Sostenible (RSPO por su sigla en inglés). Busca, a su vez, a través de análisis serios, brindar a los equipos de las empresas palmeras instrumentos para incorporar requerimientos ambientales en los cultivos existentes o aquellos que se proyecten.

Otras actividades

En el marco de los compromisos que se han adquirido en el COP 21, los gobiernos de Francia, Alemania, Noruega, Reino Unido y Holanda, han firmado un acuerdo de cero deforestación con palma de aceite, y a su vez un acuerdo hacia la cadena sostenible de la palma de aceite al 2025. Fruto de compromisos y en virtud de que el Gobierno colombiano se ha adherido a esta estrategia, Fedepalma ha venido trabajando con el Gobierno Nacional, en cabeza del Ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, en una propuesta de acuerdo para diferenciar la palmicultura colombiana de la de otras regiones en el mundo, demostrando que en el país la palma de aceite no se ha expandido a costa de los bosques primarios.

Fuente: Informe de Gestión 2016, Fedepalma.


¿Cuánto representa el reciente aumento de mezcla de alcohol carburante al consumidor final?

Para un colombiano promedio, dependiendo del tamaño del auto, tanquearlo completamente con las nuevas mezclas de alcohol carburante y gasolina le costaría entre COP $600 y COP $1.000 adicionales (es decir, entre USD 0,19 y USD 0,32) en comparación con una mezcla menor.

La respuesta: ¡Insignificate!

Fuente: Fedebiocombustibles.


 

¿Cuáles son las consecuencias de respirar un aire contaminado?

Foto: Jaiver Nieto / Archivo EL TIEMPO

El pasado 29 de junio se llevó a cabo el simposio “Vivir más y mejor: La calidad del aire y nuestra salud”, organizado por la Facultad de Medicina de la Universidad de los Andes, la Fundación Santa Fe de Bogotá y la organización “Ciudades que Respiran”. En este evento se discutió la importancia de tener un aire limpio respirable en las ciudades y sus letales consecuencias cuando estas condiciones no se dan.

Por ser esta una temática de altísima importancia para la salud pública, el diario El Tiempo realizó la siguiente reseña del evento:

“En los últimos cinco años, la carga de enfermedades no transmisibles en Colombia -entre estas, aquellas causadas por el medio ambiente- pasó del 76 al 83 por ciento, según cifras del Ministerio de Salud. Los accidentes cerebrovasculares, la enfermedad isquémica, el cáncer y las infecciones respiratorias son las principales causas de muertes relacionadas por contaminación ambiental.

Para 2018, el Gobierno fijó la meta de reducir en un 8 por ciento –un poco más de 14.000 decesos- la mortalidad por enfermedades no transmisibles, según aseguró José Fernando Valderrama, subdirector de enfermedades no transmisibles del Ministerio de Salud. […]

En el mundo, de las 12,6 millones de muertes relacionadas con el medio ambiente, 8,2 millones son producto de estas enfermedades no transmisibles.

En el país, alrededor de 5.000 fallecimientos son atribuibles a la mala calidad del aire; y su deterioro es producto, entre otros, por la presencia del material particulado que emiten, por ejemplo, fuentes industriales y móviles (como los vehículos).

“Se estima que un 40 por ciento de este material proviene de los motores a gasolina”, dijo Jeff Scharping, director de la Urban Air Initiative, organización estadounidense dedicada a mejorar la calidad del aire a través de la reducción de las emisiones de vehículos, y quien también hizo parte del simposio.

“En Estados Unidos, la gasolina reformulada -más limpia y con menos tóxicos- ha reducido en un 19 por ciento el riesgo de cáncer pulmonar en fase uno y un 22 por ciento en fase 2. Es por eso que se promueve el uso de biodiésel -nuestra meta es tener 4.000 millones de galones para 2022-, pues no contiene hidrocarburos aromáticos, ni azufre, y proporciona oxígeno”, dijo, por su parte Angela Tinn, vicepresidenta de salud ambiental de la American Lung Association.

Según Scharping de los cerca de 400 químicos presentes en la gasolina, 25 por ciento son aromáticos (particularmente bencenos, toluenos y xilenos), que además son potencialmente cancerígenos y generan material particulado que puede ingresar al organismo y afectar la salud. Sin embargo, se usan porque producen octano, un elemento vital para prevenir la explosión prematura de la gasolina y que además da buen desempeño al motor.

Al salir del exhosto, estos hidrocarburos crean ozono, gas causante de enfermedades respiratorias y problemas cardiovasculares y respiratorios; en Colombia, las poblaciones más vulnerables son los adultos mayores y niños.

“Al aumentar de 15 a 25 por ciento la presencia de aromáticos en la gasolina, las emisiones de benceno, tolueno y xileno pasan de 52 a 103 por ciento”, agregó el experto Scharping.

El etanol y el biodiésel, añadió, no contienen aromáticos que son responsables de la producción de material particulado ultrafino.

Por su parte Juan Pablo Ramos, profesor del departamento de Ingeniería civil y ambiental de la Universidad de Los Andes, aseguró que el cambio de combustible es una de varias opciones para contrarrestar esta problemática, pues el uso de carros eléctricos también se ha convertido en una alternativa para reducir la emisión de contaminantes. “Hay que mirar integralmente el problema para saber cuál es la mejor opción en cada país”, aseguró.

En 2014, según datos de la OMS, cerca del 92 por ciento de la población mundial vivía en lugares donde no se cumplían las directrices de la organización sobre la calidad del aire”.

Fuentes: Fedebiocombustibles y adaptado de www.eltiempo.com


Si desea recibir este boletín, escríbanos al correo: 
colombia@fedebiocombustibles.com

 

Fuente : Fedebiocombustibles 19/07/2017

Compartir en:




Idioma:

Indicadores



Biodiésel Vigencia:
De: 05/11/2017 A: Actualmente
Resolución:
41369 del 04 de Diciembre de 2017
  • Precio galón: $10.707,51
  • Precio litro: $2.828,93 (USD 0,93)
Etanol Vigencia:
De: 05/12/2017 A: Actualmente
Resolución:
41369 del 04 de Diciembre de 2017
  • Precio galón: $8.336,21
  • Precio litro: $2.202,43 (USD 0,72)

Sitios de Interés



Últimos Tweets

Carrera 7 # 32-33
Oficina: 801-802
Bogotá D.C.
Colombia - Suramérica
PBX: (+57 1) 245 4816 | (+57 1) 288 1856
        (+57 1) 342 2885 | (+57 1) 342 1552
E-mail:
colombia@fedebiocombustibles.com
© 2017 Fedebiocombustibles.com | TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS DISEÑO Y DESARROLLO: RHISS.NET